Trigger

Recursos

Evaluación de la lectura desde dirección para 1º básico
Colegio San Joaquín

Colegio San Joaquín

  • Particular subvencionado
  • 580 alumnos
  • Científico Humanista
  • Villarrica 1653, Renca

Objetivo de la evaluación

La dirección del colegio evalúa la lectura de los alumnos de 1° básico todos los meses (de marzo a noviembre), con el objetivo de conocer los logros en relación al reconocimiento de letras y dominio lector de los alumnos.

Esta evaluación apunta al  Objetivo de Aprendizaje (OA) 5, del programa curricular de lenguaje de 1ro básico.

Se evalúa:

  • Fluidez
  • Expresividad
  • Rapidez
  • Confusiones y errores
  • Pronunciación

La información que recoge sirve para tomar decisiones tanto a nivel individual como grupal, respecto del desarrollo de fluidez que se debe exigir desde el aula y las oportunidades de lectura a las que se ven enfrentados los alumnos, a través de las diversas instancias que propone el programa para la práctica de lectura.
También permite, que se puedan tomar acciones de apoyo especial, para los alumnos que están teniendo más dificultades y derivar a especialistas para un diagnóstico, en caso de detectar algún tipo de trastorno de aprendizaje.

La primera evaluación hacia finales de marzo, corresponde a la lectura de vocales y desde abril a noviembre se evalúan mensualmente las consonantes aprendidas según la calendarización en las distintas lecciones del programa.
Las evaluaciones han sido preparadas considerando este orden y la complejidad a la que se pueden ir enfrentando los alumnos. Hay una preocupación especial por elegir las palabras, incluyendo fáciles y difíciles; conocidas y desconocidas; cuidando de no incluir las palabras generadoras de las lecciones.

Metodología

En los colegios Astoreca, la lectura mensual es evaluada por un miembro del equipo directivo. La evaluación es individual y toma entre uno a tres minutos por alumno, requiriendo aproximadamente dos horas para un curso de 40 alumnos.

Ésta se lleva a cabo en un lugar tranquilo y silencioso, donde debe haber una mesa y dos sillas.

La evaluadora llama a un grupo de cinco niños, partiendo por el primero de la lista (y siempre respetando ese orden), y los lleva a la sala donde se evaluarán. Se hacen pasar uno a uno para ser evaluados mientras los demás alumnos esperan afuera su turno en silencio. El que termina vuelve a su sala y pasa el siguiente alumno. Es importante ponerse de acuerdo con las profesoras para que cuando llegue el cuarto alumno de vuelta a la sala, envíe a los cinco siguientes. También se le pide al cuarto alumno del grupo, que al volver a la sala avise a la profesora para que envíe cinco alumnos más.

El directivo recibe al alumno con la hoja de evaluación sobre la mesa, indicándole que se sienten al lado de ella y lean. Mientras van leyendo, la evaluadora va tomando nota y haciendo comentarios al alumno. Al finalizar la lectura del texto, debe registrar en una lista de curso la categoría de dominio lector de cada alumno.

Para realizar un adecuado proceso de evaluación se recomienda:

  • Realizar la evaluación lado a lado y no frente a frente, puesto que facilita la relación entre el evaluador y el evaluado, permitiendo ayudar al alumno y disminuir la tensión en los más ansiosos.
  • Durante la evaluación, reforzar los logros de los alumnos, por ejemplo: “muy bien”, “así se lee bien”, “eso está mucho mejor”.
  • Indicar lo que se espera de ellos, por ejemplo: “lea la palabra completa”, “lea en la cabeza primero y después léala en voz alta”, “lea lo más rápido que pueda”.
  • Mientras el niño lee, se recomienda tomar nota de los errores y dificultades que presenta, con el objetivo de comentarlo posteriormente con la profesora para abordarlas en la clase de lenguaje.
  • Aprovechar la instancia para ayudar a los niños a tomar conciencia de algunos errores u omisiones, corrigiendo la pronunciación de algunas letras.
  • Después de que han leído, darles un sticker y comentar su lectura, felicitar cuando corresponde y dar consejos para mejorar. Por ejemplo: “ ha mejorado bastante desde la última vez”, “qué fue lo que hizo para mejorar”, “ va a tener que leer más en la casa”, “está mejor, pero tiene que leer todos los días”.

Tener la lista de curso en una tabla para ingresar los resultados de acuerdo a las categorías de dominio lector.

Categorías de dominio lector

En la siguiente rubrica se definen las seis categorías de dominio lector para ubicar a los niños de 1° básico:

 

Instrumentos de evaluación

A continuación se ofrecen las evaluaciones de la lectura mensual, de marzo a noviembre. Estas se presentan en dos formatos, el primero, está dirigido a la persona que evalúa, e indica el número,  el mes y las letras que corresponden a cada evaluación y, el segundo, contiene las lecturas mensuales que deben aplicarse directamente a los niños.

Es muy importante que la profesora que implementa el método no conozca estas lecturas, ya que de ser así, el instrumento pierde validez.

Entrega de resultados y remediales

En los colegios Astoreca los resultados se entregan a los apoderados, al profesor jefe y se comparten con los mismos alumnos.

Apoderado

A los apoderados se le entrega el resultado de cada evaluación de su pupilo a través de una comunicación. Para ello, los colegios cuentan con una comunicación tipo que señala la categoría de lectura obtenida por el niño. A comienzo de año se entrega la tabla de categorías de dominio lector que trae los indicadores. De esta manera el apoderado que recibe la comunicación y ve que el niño está en categoría suficiente, sabe qué significa eso.

 

Profesora

La coordinadora de ciclo se reúne mensualmente con el profesor y el equipo diferencial, instancia en que le entrega los resultados de sus alumnos, los analizan y comparan con los resultados de la lectura formal (evaluada por el mismo profesor). A partir de este análisis se toman las acciones de apoyo para los alumnos que presentan dificultades.

 

Alumnos

Cada sala de clase cuenta con el panel “¿Cómo leo?” donde aparecen las mismas categorías de lectura pero en positivo. Mes a mes, después de cada evaluación, se coloca en el panel los resultados, ubicando la foto o nombre del alumno (en un perrito de ropa) en la categoría obtenida.

 

Remediales

Se realizan dos tipos de remediales:

  1. Dentro de la sala de clases se gradúan las actividades del cuaderno de lenguaje para los alumnos que obtienen las categorías “no lector” e “insuficiente”.
  2. El educador diferencial o psicopedagogo apoya en aula o en la sala de recursos a los alumnos con dificultad, en relación a su necesidad.

COMENTARIOS

Para poder comentar éste recurso, debe acceder con su e-mail.

Acceder

CALIFICACIÓN

Este recurso ha sido calificado por persona

Para poder calificar éste recurso, debe acceder con su e-mail.

Acceder